Rodíguez reformula el Congreso boliviano por decreto

"Aquí no se trata de quién gana y de quién pierde, sino de que todos somos bolivianos", dijo entre muchas cosas el Presidente Eduardo Rodríguez Veltzé hace menos de veinte minutos. Y lanzó el Decreto Supremo 28429, por el que ha garantizado la nueva fecha de las elecciones y, lo más importante, ha reformulado la repartición de asientos en el Congreso Nacional (en la Cámara de Diputados) que detenía el proceso electoral pactado por todas las fuerzas políticas en julio pasado. Con esta resolución del gobierno, es posible que no se acaben la incertidumbre y el ruido que hace la derecha en Santa Cruz, pero algo es algo. Vamos a la historia... A las 9:45 pm apareció el presidente en las escaleras centrales de Palacio de Gobierno y se dirigió al estrado para dar su mensaje. Durante los últimos dos días hubo negociaciones, sobre todo en Santa Cruz, forzadas por el Comité Cívico pro Santa Cruz, pero no pasó nada, nadie cedió y no hubo acuerdos para llevar adelante el proceso electoral.

En un discurso de casi veinte minutos, Rodríguez Veltzé habló de sus esfuerzos por cumplir con su mandato (conovcar a elecciones) y las incapacidades generales para llegar a acuerdos. Harto, y luego de consultar con partidos políticos (el Movimiento Al Socialismo incluido), decidió por fin terminar con tanta payasada y emitir el decreto "imperioso".

Luego de terminar su mensaje, el presidente boliviano cedió la palabra a su vocero, quien fue el encargado de dar lectura el extenso documento que portaba. El decreto, que se ampara en decenas de normas legales, dice fundamentalmente lo siguiente:

  1. Redistribuye los escaños parlamentarios de acuerdo a ley: da 3 nuevos diputados a Santa Cruz y uno al departamento de Cochabamba, quitándoselos a las bancadas de La Paz (2), Oruro y Potosí. Todo de acuerdo a los índices de población provistos por el Censo General de Población de 2001.
  2. Prevé la realización de los comicios el próximo 18 de diciembre.
  3. Da 48 horas a los partidos en campaña para modificar sus listas de candidatos.
Así, ante la "omisión del Congreso Nacional" para cumplir con su deber y para garantizar el derecho al voto de los bolivianos, el presidente (abogado al fin) ha guardado su última carta bajo la manga... y espera transmitir el mando el próximo 23 de enero... ahora faltará saber si no se tropieza en el camino con la gente o con las regiones afectadas... o si la oligarquía camba no hace alguna otra porquería.

Sigan pendientes, queridos lectores, esta crisis no termina del todo...

User login

Navigation

About Luis Gomez